Diabetes gestacional en el embarazo gemelar: ¿Qué es y cómo afecta a los bebés?

La diabetes gestacional es una de las complicaciones más frecuentes en el embarazo de gemelos. Si nos ponemos a mirar de cerca muchas condiciones patológicas propias de cualquier embarazo se ven aumentadas cuando vienen dos en camino y en esta no iba a ser menos.

En comparación a las madres que esperan un sólo bebé,  la diabetes gestacional se presenta cerca en un 7,7% de las ocasiones frente a un 4,1%1 , y aumenta con el número de bebés, de tal manera que los madres de trillizos presentan mayor riesgo que los gemelos.

Las mayor parte de las diabetes que se presentan en estado de buena esperanza son inducidas por el mismo embarazo debido a las modificaciones endocrinas a las que se somete el cuerpo de la madre para mantener a los bebés nutridos de una forma adecuada y que comprenden hiperinsulinemia, resistencia a la insulina, aumento de los lípidos en el plasma y un transporte más eficaz de los aminoácidos plasmáticos.2

¿Qué es la Diabetes Mellitus?

Hablamos primero de la Diabetes, que en este caso es Mellitus, porque hay otro tipo de Diabetes que no tiene nada que ver con la glucosa.

Es una alteración en el metabolismo de los carbohidratos que provoca una elevación de los niveles de glucosa en la sangre.

De los carbohidratos fundamentalmente se obtiene la glucosa, que es la energía que necesitan cada una de las células de nuestro organismo. Para que puedan entrar en ellas hace falta insulina, o que en la célula los receptores de la insulina sean sensibles y los dejen pasar.

La glucosa también está presente en otros nutrientes como las proteínas y las grasas.

La insulina es una hormona que produce el páncreas y que se secreta justo cuando empezamos a comer, cuando se produce la elevación de los niveles de glucosa en la sangre. Si no produces suficiente insulina o hay resistencia al paso de ella, se mantiene la elevación de glucosa que puede llevar a problemas.

control de glucemia de la diabetes gestacional

De acuerdo a esto la Diabetes Mellitus puede ser de tres tipos.

  • Diabetes Mellitus de tipo 1. Es la insulinodependiente. En esta no se produce insulina. Necesitamos aportarla desde el exterior para que se pueda equilibrar el azúcar en la sangre.
  • Diabetes Mellitus de tipo 2. No se produce suficiente insulina o hay una resistencia a la entrada en la célula y no se aprovecha. Es la más común de las diabetes.
  • Diabetes Gestacional. De novo en el embarazo y es una situación de resistencia a la insulina.

La Diabetes Gestacional suele aparecer por primera vez  en la segunda mitad del embarazo, justo cuando la función de la placenta está más definida.

En este caso las hormonas esteroideas y el lactógeno placentario se producen en mayor cantidad por la masa placentaria que supone la gestación doble (a veces dos placentas), y que son hormonas hiperglucemiantes, que elevan la glucosa en la sangre, de tal manera que funcionan bloqueando a la insulina,  así que pueden desembocar en una diabetes gestacional, porque no hay suficiente insulina para contrarrestar ese efecto y a medida que avanza la gestación empeora, pudiendo requerir insulinoterapia.2

¿Qué riesgos tiene la Diabetes gestacional para los bebés?

La acumulación de glucosa que pasa por la placenta tiene que ser manejada por los bebés a través de su propio sistema endocrino.

Los bebés tratan de secretar insulina suficiente para procesar esa glucosa, que si no se usa se acumula en forma de grasa, produciendo un aumento de peso o macrosomía. 

Bebés muy grandes pueden complicar el parto de la madre y requerir de más intervenciones y por lo tanto acabar en cesárea.

Puede parecer raro en un embarazo de gemelos, pero pasa.

Y también puede pasar lo contrario, que nazcan más pequeños derivado de un  Crecimiento Intrauterino Retardado, en uno o en ambos bebés. 3

Las complicaciones en el parto más comunes en esta situación:

  • Distocia de hombros.
  • Parálisis del plexo Braquial.
  • Prematuridad.
  • Distress respiratorio.
  • Sufrimiento fetal. 

Posteriormente al parto se puede presentar además para los bebés:

Todas estas situaciones se pueden evitar cuando la madre tiene un buen control de sus valores glucémicos desde antes de la gestación y durante la misma se realizan los cribados oportunos para el diagnóstico precoz.

Pruebas que detectan el riesgo de Diabetes Gestacional

En España la prueba más  utilizada para el cribado o detección de riesgo de Diabetes Gestacional se llama  Test de O’Sullivan

Es una una sobrecarga oral  con  50 gramos de glucosa al 2% en 200 ml de agua -está asqueroso, aviso-  :mrgreen: . Antes de tomarla te hacen una extracción de sangre para ver la glucemia antes y luego tras una hora de la toma del brebaje tras una hor se hace la segunda extracción de sangre para valorar la glucemia. 

Unos valores iguales o por encima de 140 ml/dL a la hora nos indica que la madre se tiene que hacer una  prueba de sobrecarga oral más larga (Curva Larga), que es mucho más pesada para hacer el diagnóstico final.

Yo nunca me la he tenido que hacer porque nunca he superado esto.  😉 Ha sido una suerte en los dos embarazos.

La prueba se hace entre la semana 24 y 28, aunque en casos de embarazadas de alto riesgo lo realizan en la primera visita de seguimiento de la gestación.

Parece que tampoco sería muy necesario hacer pasar esto a la madre, porque algunas lo pasan realmente mal con el potingue de marras, y que podrían hacerlo más atractivo.

Un desayuno bien cargado de hidratos de carbono, por ejemplo.

Yo conozco a algunos ginecólogos que no se muestran a favor del Test de O´Sullivan y negocian con la madre que se haga unos destroxtis (tomar la glucemia capilar) con una maquinita de medir la glucosa varios días unas cuatro veces al día.

Las mediciones se haría en ayunas o antes de comer y luego, dos horas después. De ahí se podría hacer el análisis de los resultados y establecer un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico final de la Diabetes Gestacional se hace:

  • Test de O´Sullivan de igual a superior a 200 mg/dL.
  • Sobrecarga Oral Larga de glucosa con 100 gr de glucosa con cuatro extracciones en ayunas (105 mg/dL), a la hora (190 mg/dL), dos horas (165 mg/dL) y 3 horas (145 mg/dL).  Cada intervalo tiene sus valores de referencias que no hay que superar. Si alguno sale alterado, se repite la prueba a las 3 semanas. Pero si salen dos alterados, entonces se confirma el diagnóstico.
  • La OMS propone el test con 75 gramos de glucosa (criterio HAPOy hacer la toma de glucemia capilar a las dos horas, y evitando así la prueba de detección de riesgo o test de O´Sullivan.
  • Sobrecarga  en una serie de mediciones en varios días,  lo da una situación en las que las 2 mediciones de las glucemias basales superan los 125 mg/dL  y/o una glucemia aleatoria de más de 200 mg/dL.

La variedad de protocolos para establecer el diagnóstico de la Diabetes Gestacional ha generado cierta controversia por las molestias que se les pueden causar a muchas mujeres que no toleran bien los chutes de glucosa oral, así que es bueno que sepas, querida mamá, que puedes negociar con tu médico la forma de realizar el diagnóstico y que tienes derecho a ello.

Puedes ver lo que en el El Parto Es Nuestro refieren sobre ello al hablar del Test de O´Sullivan. 

dieta equilibrada diabetes gestacional

¿Cómo es el tratamiento?

Una vez que sabes que tienes diabetes gestacional hay que ponerse manos a la obra:

  1. Mantener las glucemias controladas. A partir de ahora te acompañará un glucosómetro para poder medir tus glucemias unas cuatro veces al dia. Lo harás antes de comer y después de dos horas de comer.
  2. Control diétético de un nutricionista especializado.
  3. Programación de actividad física adecuada a tu estado, ya que dos bebés no es tan fácil como uno para hacer ejercicio.
  4. Si se requiere porque a pesar de lo anterior no se consiguen valores normales de glucemia, tratamiento con insulina. 

Después del parto tendrás que tener cuidado si tienes tratamiento con insulina, ya que los valores de glucemia vuelven a la normalidad en dos semanas.

No necesitarás ya insulina y el endocrino te realizara un seguimiento durante unas meses más para comprobar que todo está bajo control.

¿Te ha gustado lo que has leído? ¿Quieres contarnos tu experiencia con la diabetes gestacional? ¿Crees que este artículo puede ayudar a alguna mamá?

Comenta y comparte.  😀 

BIBLIOGRAFÍA

  1. María de la Calle. Embarazada de gemelos. Editorial Arcopress. 2015. pp.55
  2. Sarah L. Berga y col. Williams. Tratado de endocrinología, Capítulo 21, 832-848 Copyright © 2017 Elsevier España,
  3. Ferriols, E., Rueda, C., Gamero, R., Vidal, M., Payá, A., Carreras, R., Flores-le Roux, J.A., Pedro-Botet, J. Relationship between lipid alterations during pregnancy and adverse pregnancy outcomes. Clinica e Investigacion en Arteriosclerosis, Volume 28, Issue 5, 1 September 2016

 

Deja un comentario

dos × tres =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.
A %d blogueros les gusta esto: