Donar leche materna al tiempo que amamantas gemelos: experiencia de Laura

En plena celebración de la Semana Mundial de la Lactancia Materna recibir un mail de Laura, una de las madres de gemelos de la Tribu,  para contarme su experiencia con la donación de leche materna ha sido un regalo del cielo. Donar leche materna al tiempo que amamantas gemelos no lo hace cualquiera.

Os dejo con la historia de Laura.

Donar leche materna mientras amamantas gemelos

Soy Laura y soy madre de una niña de 7 años y dos gemelos de 3 años.

A los tres les alimente con LM y fue una experiencia increíble.

Recuerdo perfectamente cuando oí por primera vez que la leche materna se podía donar, hasta ese momento era algo desconocido para mi.

Fue antes de dar a luz, en una reunión de Multilacta en Coslada, una mujer contó su experiencia.

Ella había adoptado a un bebe y se había inducido la lactancia para poder amamantarle. Mientras esperaba la llegada de su hijo, donaba la leche que se iba extrayendo. Me impresiono muchísimo su historia y me quede con la idea de intentar donar leche si mi lactancia gemelar tenia éxito.

Esta mujer se llama África, y fue una de las alumnas de Multilacta en su Curso de formación para asesoras de lactancia.

Me hace pensar en el tiempo que ha pasado desde que Laura empezara con su lactancia. El tiempo pasa muy deprisa. Puedes ver la historia de África aquí. 

Al tiempo mis gemelos nacieron y gracias a la ayuda de Gema pude tener una lactancia gemelar sin grandes problemas.

Cuando tuve la lactancia gemelar establecida y las rutinas algo organizadas (todo lo que pueden estar con una niña de 4 años y dos recién nacidos jajajaja) decidí empezar a donar leche.

Para mi era una forma de «devolver» la gran suerte que había tenido con el embarazo, parto y lactancia de mis gemelos.

Su mayor suerte fue que estaba convencida de que amamantar a gemelos lo podía hacer de sobra, porque estaba preparada, y haberse informado previamente con los grupos de apoyo.

Las mamis de múltiples sabemos que son tres fases que no están libres de preocupaciones y problemas, y en mi caso fueron bastante tranquilas y las pude disfrutar mucho.

Fue mi «agradecimiento». 🙂 

Tuve mucha suerte y mis gemelos me estimulaban muchísimo, así que tenia unas subidas de leche impresionantes, de hecho, la mayoría de las veces que donaba era por la necesidad de descargarme los pechos.

La razón de que esto haya sido posibles es el mecanismo por el que se produce leche materna. Si hacemos un mayor estímulo del pecho, conseguimos más cantidad de leche.

No lleve una rutina de horarios para las donaciones.

Normalmente, después de alimentar a mis bebes ellos se quedaban adormilados y yo aprovechaba y sacaba diez minutitos para la donación. En diez-quince minutos llenaba dos biberones con mi extractor doble.

Pero no lo hacia en cada toma, ni todos los días.

Lo iba haciendo según podía, según me encontraba de cansada o no, según notaba mis pechos, ect… vamos, que donaba cuando podía, ni mas ni menos.

Congelaba los biberones en mi casa y cada quince días los llevaba a La Paz.

Ahora mismo puedes donar en algunos centros que son Satélites. Esto quiere decir que recogen leche y luego ellos la mandan al Banco central. En este caso, es el Banco Regional de la Comunidad de Madrid. Podéis ver más sobre el tema de los Bancos de Leche Materna aquí,

Realmente fue todo muchísimo mas sencillo de lo que me pensaba en un principio y ¡¡¡¡muy gratificante!!!!

Saber que había mamas con bebes ingresados que recibían mi leche como si fuese oro me llenaba de orgullo.

Sentía que estaba devolviendo un poco de toda la suerte que yo había tenido.

Fue mi granito de arena.

Cuando terminé mi periodo de donación recibí un detalle del banco de leche.

Me enviaron un cuento titulado «Hermanos de leche» y un informe en el que se resumía la leche que había donado y los bebes que se habían beneficiado de ella.

 

El cuento está escrito por Ibone Olza y está ilustrado por Inés Burgos. Recibió  mención de honor en el  tercer concurso de cuentos infantiles Lactancia y Crianza, ha sido premiado con mención de honor del tercer concurso de cuentos infantiles Lactancia y Crianza de la Federació Catalana de Grups de Suport a la lactancia materna. 

¡¡Me quede súper sorprendida!!

¡¡Mi leche había ayudado a 22 bebes!! Y eso que había donado poquísimo!!

Hay que tener en cuenta que un bebe prematuro apenas toma leche en cada toma 🙂

Fue muy bonito saber que había ayudado a tantas familias con tan poco esfuerzo.

Ojala hubiese más información sobre la donación de leche materna, con mi primera hija podría haber donado mucha mas leche y no tenia ni idea de esa posibilidad.

Os animo a todas a donar, es realmente gratificante.

Un abrazo.

Laura.

 

 

Deja un comentario

2 + once =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.
A %d blogueros les gusta esto: